Tips

  • En los últimos días, la red de Ethereum Classic ha sufrido dos ataques de 51%
  • Ethereum Classic Labs anunció que pidió la colaboración de un bufete de abogados y una empresa de inteligencia para llevar a los hackers tras las rejas
  • El director ejecutivo de ETC Lanbs dijo que "hay graves consecuencias por manipular una blockchain pública para robar"

Ethereum Classic Labs ha solicitado la ayuda del bufete de abogados Kobre & Kim LLP y de la empresa de inteligencia CipherTrace para perseguir a los responsables de los dos recientes ataques del 51% a la blockchain de Ethereum Classic, tanto técnica como legalmente.

"Hemos contratado a Kobre & Kim y a CipherTrace para que colaboren en la investigación y la persecución de los cargos criminales contra los autores de los recientes ataques a ETC", dijo Terry Culver, el director ejecutivo de ETC Labs, y añadió: "Juntos cooperaremos con las partes interesadas y las agencias de los Estados Unidos y de cualquier otro lugar al que lleve la investigación para analizar las transacciones e identificar a los responsables".

Culver dijo que la empresa quiere asegurarse de que "hay graves consecuencias por manipular una blockchain pública para robar" y está decidida a salvaguardar su ecosistema.

Como informó Decrypt, la red de Ethereum Classic recientemente sufrió dos ataques de 51% en sólo una semana. Durante el primer ataque del 29 de julio, un hacker desconocido -o un grupo- logró apoderarse de más de la mitad del poder de lablockchain y robó alrededor de 5,6 millones de dólares en ETC por medio de dobles gastos.

Durante un ataque posterior, realizado el 5 de agosto, un grupo desconocido reorganizó al menos 4.000 bloques en la blockchain de ETC.

Benjamin Sauter, abogado y litigante de Kobre & Kim, añadió que el bufete ayudará a ETC Labs a buscar numerosas vías legales que podrían ser utilizadas "para restaurar la justicia de manera rápida y efectiva".

El director general de CipherTrace, Dave Jevans, también señaló que estos ataques no sólo representan un robo importante, sino también un asalto a la integridad de la cadena de bloqueo en sí misma, por lo que las personas que están detrás de ellos deben ser legalmente responsables.

"Al rastrear estos fondos robados hasta los proveedores de servicios de activos virtuales, impidiendo que estos piratas informáticos conviertan el dinero en efectivo en criptomonedas ilícitas, no sólo podemos preservar la integridad financiera sino también hacer que estos delincuentes rindan cuentas y ayudar a prevenir futuros ataques", dijo Jevans.

Al igual que con el reciente ataque a Twitter que se utilizó para promover una estafa de Bitcoin, parece que los hackers de ETC tendrán dificultades para cobrar su fortuna mal habida, especialmente con los detectives criptográficos que vigilan todos sus movimientos.