Tips

  • Bitcoin estaba cerca de un máximo histórico antes de que el mercado se desplomara.
  • Ahora, los Bitcoiners están luchando por dar sentido al camino que tenemos por delante.
  • El atractivo de Bitcoin para los inversores institucionales ha mantenido a algunos comentaristas optimistas, pero otros son más críticos.

El épico episodio alcista de Bitcoin se quedó corto ayer cuando el valor de la moneda cayó en picado perdiendo 3.000 dólares en un solo día.

El alza de Bitcoin hizo que su precio subiera de 12.900 dólares a más de 19.000 dólares entre octubre y noviembre. Pero ayer, el precio de Bitcoin se desplomó hasta los 16.400 dólares, lo que supone un descenso del 15% en sólo 24 horas

Pero, ¿hay más dolor en el camino, o puede que el precio de Bitcoin se recupere? "El precio de Bitcoin parece haberse estabilizado alrededor de los 17.000 dólares por el momento, la fuerte caída de ayer ocurrió muy rápidamente pero se estabilizó igual de rápido", dijo a Decrypt Lior Messika, director general de Eden Block VC, una compañía enfocada en permitir un futuro de cadena de bloques.

En otras palabras, aunque las esperanzas de alcanzar un máximo histórico se vieron rápidamente frustradas, podría haber motivos para celebrar que Bitcoin no está a punto de embarcarse en una caída de precios similar a la de enero de 2018.

El caso alcista para Bitcoin

Una razón para este optimismo es que el interés de los inversores sofisticados en Bitcoin es todavía muy joven, y este interés promete seguir creciendo. "Bitcoin todavía tiene mucho más espacio para crecer porque todavía es temprano para el interés de los inversores minoristas", dijo George Harrap, uno de los veterano empresario del mundo cripto, a Decrypt, añadiendo que "mucha de esta compra no está impulsada por pequeños inversores minoristas, sino por inversores sofisticados con mucho dinero".

Ese fuerte interés de los inversores no sólo servirá para ayudar a Bitcoin a recuperar un precio más alto, sino que continuará promoviendo la popularidad de Bitcoin como un activo.

Apoyándose en la misma lógica de fuertes fundamentos impulsados por el interés de los inversores ricos, Tim Rainey, CFO del proveedor de instalaciones mineras Greenidge Generation, comentó, "Con las compañías institucionales comprando criptodivisas como almacén de valor o integrándolas en sus productos o servicios, el actual repunte del mercado ha sido impulsado por fundamentos más fuertes, a diferencia de lo que presenciamos en 2017".

 

Dominación de Bitcoin sobre el total del mercado. Imagen: Coinmarketcap

La adopción de la corriente principal —un objetivo a largo plazo para la mayoría de los partidarios de Bitcoin— podría estar en el camino pavimentado por los grandes inversores. Según Charles González, director regional de la plataforma multicadena Komodo, "En 2017 todos hablábamos de adopción pero ahora parece que la adopción de Bitcoin está ocurriendo realmente. PayPal y otras grandes Fintechs están metiendo sus manos en la canasta de BTC".

Es más, mientras los gigantes del mundo financiero continúan invirtiendo en Bitcoin —MicroStrategy y Square como dos ejemplos emblemáticos— Bitcoin puede beneficiarse de una mayor escasez. "A medida que se compre más BTC, su escasez hará que el precio suba. Es todo lo contrario de las monedas FIAT que actualmente están luchando por mantener su poder adquisitivo", añadió González.

El caso bajista

Sin embargo, no todo el mundo sigue convencido de Bitcoin. Peter Schiff, CEO de la compañía de inversiones Euro Pacific Capital, no se anduvo con rodeos cuando reaccionó a la caída de los precios del BTC.

"Recuerden que en cada burbuja los que no participan siempre parecen tontos por perdersla. Sólo después de que las burbujas estallan y sale el aire es cuando los verdaderos tontos quedan expuestos", dijo Schiff en Twitter.

Nouriel Roubini, profesor de Economía en la Escuela de Negocios Stern de la Universidad de Nueva York, llegó a decir que el coeficiente de desigualdad de Bitcoin es "peor que el de Corea del Norte, donde Kim posee la mayoría de los activos", añadiendo que "el 2% de las ballenas controlan el 98% de Bitcoin".

La única cosa que no le falta a Bitcoin es la controversia.