El ánimo alcista de los traders de Bitcoin y Ethereum sigue siendo fuerte a pesar de las noticias de un probable cambio de gobierno en los Estados Unidos y una importante interrupción de Infura, uno de los mayores proveedores de servicios de Ethereum.

Después de siete meses de una tendencia alcista conservadora, Bitcoin se las arregló para liberarse hoy. La criptomoneda empezó el día a 15.136 dólares y subió a 16.000 dólares horas más tarde. Sin embargo, los 16.000 dólares se convirtieron en la barrera psicológica del momento. Justo después de romper la línea, Bitcoin cayó a sus actuales 15.859 dólares.

BTCUSD 1 Día. Imagen: Tradingview

Hacía mucho tiempo que los comerciantes no mostraban tanto entusiasmo. El Índice de Miedo y Avaricia de criptomonedas muestra un 86% de sentimiento de avaricia entre los operadores, un número positivo que indica que el mercado podría dirigirse a una corrección.

Por otra parte, los temores de un "crash" después del mandato de Biden pudieran estar desvaneciéndose con los anuncios del presidente electo de un plan de alivio para el coronavirus y el nombramiento de un consejero "criptoamistoso".

Bitcoin está subiendo, pero Ethereum quiere ir a la Luna

Otra criptomoneda que ha logrado vencer al FUD es Ethereum. Hace unas horas, un bug —o "had fork no anunciado", como prefieras llamarlo— provocó que parte del servicio de gestión de nodos Geth, Infura, se estrellara.

Como consecuencia, varias plataformas de intercambio de criptomonedas suspendieron los servicios de retirada de tokens ERC20. Binance, la bolsa más grande del mundo, fue una de las afectadas. Pero los comerciantes se encogieron de hombros, leyeron las noticias y siguieron comprando ETH frenéticamente.

La criptomoneda alcanzó los 476,80 dólares. Esta cantidad es ciertamente digna de mención. Es el precio más alto de este año o el segundo más alto, dependiendo de a quién se le pregunte. El precio está actualmente alrededor de 464 dólares.

ETHUSD 1 Día. Imagen: Tradingview

Así como en Bitcoin, los gráficos muestran un Ethereum consistentemente alcista. El auge de los stablecoins y los proyectos de DeFi impulsa la expansión del ecosistema del Ethereum y la demanda de su token nativo ETH. ¿Cuál será la próxima frontera para las dos criptomonedas más importantes?