El banco central de Corea del Sur anunció hoy que ha lanzado un programa piloto para probar la moneda digital del banco central (CBDC).

El Banco de Corea (BOK) dijo que el programa se desarrollaría hasta diciembre de 2021, con un enfoque en el diseño y los requisitos de dicha moneda, una revisión de la tecnología y una etapa de análisis de procesos de negocios y consultoría. El banco central entonces construiría y probaría la moneda.

Corea del Sur se encuentra ahora luchando con otras economías globales importantes, como Japón, China y Francia, cada una de las cuales está explorando la posibilidad de lanzar sus propias monedas digitales de banco central.

Sin embargo, según un informe del Korean Times, el Banco de Corea no tiene prisa por lanzar una moneda digital ya que todavía hay demanda de efectivo en el país. Sin embargo, "la necesidad de ser capaz de tomar medidas rápidamente" para desarrollar dicha moneda es necesaria, dijo el banco central.

El banco central de Francia anunció el mes pasado planes para ayudar a investigar los beneficios de un euro digital, mientras que China ha completado gran parte del desarrollo de su propia moneda digital, aunque el trabajo se ha retrasado debido a la pandemia del coronavirus.

Mientras tanto, el Banco de Inglaterra ha estado liderando la investigación colectiva de las monedas digitales, junto con el Banco de Pagos Internacionales (BIS) y otros cinco de los mayores bancos centrales del mundo: el Banco de Canadá, el Banco de Japón, el Banco Central Europeo, el Sveriges Riksbank y el Banco Nacional Suizo.

Los CBDC se diferencian de otras monedas digitales, como Bitcoin, porque son emitidas y reguladas por instituciones gubernamentales y están vinculadas a monedas fiduciarias, como el dólar estadounidense.

Un CBDC emitido por el Banco sería una versión digital del won surcoreano y sustituiría al dinero en papel en el país.

Corea del Sur ha sido históricamente un país favorablea las criptomonedas y a las tecnologoias blockchain. Los principales bancos comerciales utilizan la tecnología y ya posee leyes aprobadas que legitiman el uso de criptomonedas.