En Resumen

  • Cross the Ages: Un juego de cartas coleccionables gratuito con NFT y una curva de aprendizaje pronunciada.
  • Dominar el tablero: Dos jugadores luchan por el control en intensos duelos con mazos de cartas y trinidades.
  • Múltiples plataformas: Disponible en móviles (iOS y Android) y escritorio, pero la versión de PC tiene problemas de diseño.

Cross the Ages es un juego de cartas coleccionables gratuito, diseñado para móviles, que es diferente a cualquier otro que hayas jugado, te permite crear tus cartas favoritas como NFT.

Es un juego difícil de aprender y dominar, pero la curva de aprendizaje pronunciada crea espacio para victorias intensas una vez que superas algunos duelos inciales.

El juego consiste en la lucha de dos jugadores por dominar la mayor cantidad de tablero posible enfrentándose con mazos de cartas. El objetivo es terminar el juego con más puntos que tu oponente.

Puedes acuñar tus cartas favoritas en Immutable X, una red de escalado de Ethereum, y vender el NFT en su mercado secundario (Cross the Ages migró desde Polygon en 2022). Actualmente, parece que no hay beneficios adicionales para hacer esto aparte de presumir ante tus amigos o ganar unos cuantos dólares extra.

AD

Cada carta puede ser acuñada o minteada un número limitado de veces, desde 5,000 hasta 800,000, así que si tienes en tus manos una carta rara, acuñala mientras puedas.

La comunidad Web3 también puede ganar recompensas dentro del juego a través de desafíos y competiciones promovidos en la cuenta de Twitter del juego.

Mira nuestro video publicado anteriormente para que tengas una mirada más cercana de la jugabilidad, y sigue leyendo para más información.

AD

Un choque complejo

En Cross the Ages, cada juego es un enfrentamiento 1 contra 1 en el que los jugadores se turnan para poner una carta en el campo de batalla. El objetivo es acumular más puntos que tu enemigo teniendo el control de las cartas, creando trinidades, que explicaré más adelante.

Cada carta tiene un valor de poder, y simplemente dicho, una carta que tiene un valor de poder más alto que otra tomará el control de esa carta rival. Cada carta también está asignada a un elemento, y algunos elementos son más o menos poderosos contra otros. ¿Cómo puedes saberlo? Ingresa al útil heptagrama a continuación.

El heptagrama muestra cómo los elementos del juego se afectan entre sí. Imagen: Cross the Ages
Aquí puedes ver qué cartas son más efectivas contra qué elementos (con la línea verde) y cuáles son menos efectivas (la línea roja). También es muy importante tener en cuenta las líneas moradas, ya que estas son afinidades que aumentarán el poder de tus cartas en el tablero. 
Si controlas tres cartas cuyos elementos están uno al lado del otro en el heptagrama, crearás una trinidad. Esto aumenta el poder de tus cartas, así como te da puntos. Un ejemplo de una trinidad en acción es la combinación de aire, naturaleza y tierra. El juego se vuelve más profundo que esto con cartas que aumentan los elementos, habilidades y más, pero en interés del tiempo (y la cordura), te dejaré con lo básico.


Dicho esto, el tutorial no te toma de la mano con cariño en absoluto. Te lanzan al agua de golpe, pasando rápidamente por cada aspecto del juego. Esto resultó muy abrumador para mí, y en mis primeras partidas no entendía realmente lo que estaba sucediendo, lo que fue una gran causa de frustración. Un juego tan único y complejo debería guiar a los jugadores a través de los elementos lentamente para desglosar claramente cómo funciona todo.

Mobile-first, para bien o para mal

Cross the Ages es un juego "mobile-first" que está disponible en iOS y Android, lo que lo hace fácilmente accesible para potencialmente millones de jugadores, pero también tiene una versión de escritorio del juego que probé. Y como juego complejo, altamente táctico y competitivo, es justo suponer que gran parte de la base de jugadores optará por la versión de PC.
Desafortunadamente, esta versión del juego no está muy bien diseñada. Para empezar, el contenido real del juego está restringido a un formato de retrato del tamaño de un smartphone, con los lados de la pantalla llenos de manera perezosa... y a veces incluso vacíos.
Una captura de pantalla de la versión de escritorio de Cross the Ages. Imagen: Decrypt

Dicho esto, al jugar en la computadora, siempre tienes el heptagrama a la vista, lo que es una gran ayuda. Pero dentro de la porción de juego de pantalla estrecha, también encontré que el campo de batalla estaba un poco abarrotado, y al principio es difícil ver qué cartas están bajo tu control o no.

Además, cada carta tiene una obra de arte compleja e interesante que le da a Cross the Ages mucho más carácter que si hubieran optado por un estilo de arte más básico y fácil de entender.

Difícil, pero emocionante

Aunque tengo muchas críticas y frustraciones, Cross the Ages puede ser un juego bastante divertido una vez que superas los problemas molestos. Sin embargo, es probable que te destruyan por completo en tus primeros juegos. Es un bautismo de fuego por el que todo jugador debe pasar. Pero una vez que estás al otro lado, el juego puede ser difícil de dejar.

Hay algo en la relación un tanto poco saludable que construí con el juego que hizo que mis primeras victorias fueran tan dulces. Cuando dominé a alguien por primera vez, al igual que había sido dominado en el pasado, se sentía aún mejor.

AD

Cuando seas bueno en el juego, estarás listo para el modo clasificatorio donde la curva de aprendizaje empinada continúa a buen ritmo. Hay un juego agradable aquí si puedes superar el tutorial poco interesante y la versión de escritorio no optimizada, lo que puede desanimar a algunos usuarios más que a otros.

En general, realmente respeto que Cross the Ages tome un enfoque tan único para el género de tarjetas coleccionables. Es difícil de aprender y difícil de dominar, pero bastante divertido al intentar superar esos obstáculos.

Stay on top of crypto news, get daily updates in your inbox.