John McAfee, el empresario tecnológico que se encuentra actualmente en una prisión española a la espera de ser extraditado a Estados Unidos, se enfrenta ahora a nuevos cargos de fraude y blanqueo de dinero.

El fiscal estadounidense del Distrito Sur de Nueva York ha anunciado esta mañana que McAfee ha sido acusado de "conspiración para cometer fraude de commodities y valores, conspiración para cometer fraude de valores y de promoción, conspiración de fraude electrónico y fraude electrónico sustantivo, y delitos de conspiración de lavado de dinero".

Un miembro del equipo de asesores de criptomonedas de McAfee, Jimmy Watson, también ha sido acusado. Fue detenido anoche en Texas, dijo el Departamento de Justicia.

Las acusaciones giran en torno a dos de los emprendimientos de McAfee en criptomonedas. El primero es un esquema de "pump and dump", donde John y su equipo supuestamente compraron altcoins, los promovió en Twitter (los tweets de Mcafee han sido conocidos por duplicar los precios de las monedas como Electroneum), y los vendió cuando habían inflado el precio lo suficiente para obtener un beneficio. El segundo tiene que ver con múltiples ICOs que McAfee supuestamente promovió sin revelar que le pagaban por ello.

"Como se alega, McAfee y Watson utilizaron las redes sociales para perpetrar un viejo esquema de pump and dump que les hizo ganar casi dos millones de dólares", dijo el director adjunto del FBI William F. Sweeney Jr. en un comunicado. "Además, supuestamente utilizaron la misma plataforma de medios sociales para promover la venta de tokens digitales en nombre de los emisores de ICO sin revelar a los inversores la compensación que estaban recibiendo para promocionar estos valores en nombre de la ICO."

McAfee ha desafiado repetidamente a las autoridades para que vayan a por él: en 2018, prometió "romperle el culo a la SEC".

McAfee sigue detenido en España por cargos de evasión fiscal.