Los representantes de la Cámara legislativa, Josh Gottheimer y Emanuel Cleaver, pidieron ayer a la administración Trump que proporcionara más detalles sobre la reciente incautación de Bitcoin y otras criptomonedas pertenecientes a los principales grupos terroristas, según la agencia de noticias The Hill.

Hace dos semanas, el Departamento de Justicia de los Estados Unidos dijo que el gobierno había concluido la incautación de más de 300 cuentas de bitcoin y otras criptomonedas vinculadas a grupos terroristas como Al-Qaeda, ISIS y Al-Qassam. Se llamó "la mayor incautación terrorista de criptomonedas" por parte de las autoridades y valorada en "millones de dólares".

Pero Cleaver, el presidente del Subcomité de Servicios Financieros de la Cámara de Representantes y Gottheimer, miembro del subcomité -ambos pertenecientes al partido demócrata- han solicitado desde entonces al Secretario del Tesoro Steven Mnuchin y al Fiscal General William Barr que informen al subcomité sobre la operación ahora concluida.

"Es vital que los miembros del Subcomité de Seguridad Nacional, Desarrollo Internacional y Política Monetaria reciban un informe, al nivel de clasificación apropiado, sobre esta acción, la mayor incautación jamás realizada de financiación de terrorismo en línea, del Departamento de Justicia, el Departamento del Tesoro sobre esta investigación", escribieron Cleaver y Gottheimer, según el informe.

Añadieron que el Departamento del Tesoro debería proporcionar una "evaluación" de sus esfuerzos para impedir que los malos actores se dirijan al sistema financiero estadounidense más amplio utilizando herramientas como las criptomonedas.

"Esto informará aún más al Subcomité sobre las medidas legislativas que deberíamos emprender para proporcionar a los reguladores y a los organismos encargados de la aplicación de la ley los recursos e instrumentos adecuados para seguir haciendo frente al uso ilícito de las criptomonedas y desbaratar las redes financieras de las organizaciones terroristas", escribieron.

En una declaración, Gottheimer dijo que las organizaciones terroristas extranjeras como ISIS y Al Qaeda estaban en constante evolución y utilizaban tácticas para amenazar el funcionamiento de la vida cotidiana. Pidió medidas de seguridad adicionales que deben ser implementadas para combatir tales riesgos.

Los grupos terroristas han recurrido a las criptomonedas en los últimos años por la accesibilidad y el anonimato que proporcionan los activos antes que el dinero en efectivo y las transferencias bancarias. También han adoptado métodos más nuevos: la incautación realizada a principios de este mes había obtenido criptomonedas utilizando la pandemia de coronavirus como excusa para recaudar fondos de usuarios desprevenidos.

Pero aunque Bitcoin y otras criptomonedas se encuentran regularmente en el punto de mira legal por sus aparentes vínculos terroristas, las investigaciones sugieren que el dinero fiat tradicional sigue siendo la mayor fuente de todos los tipos de financiación del terrorismo.