En Resumen

  • BT360 cerró el 12 de febrero.
  • La wallet a los fondos de los clientes en el vacío.
  • El dueño Eyal Sadeh, y el CEO, Erez Fischler, se culpan mutuamente.

Según se informa, una popular billetera de criptomonedas israelí, BT360, que cerró la wallet y su sitio web el 12 de febrero, ha dejado a sus usuarios sin fondos mientras investiga aparentes irregularidades financieras.

La publicación israelí de Fintech, Calcalist, publicó la historia la semana pasada. El dueño del sitio web de la wallet, Eyal Sadeh le dijo a Calcalist que había despedido al CEO de la compañía, Erez Fischler, por irregularidades en el manejo de los fondos de los clientes. Dijo que su sitio ha sido cerrado en espera de una investigación sobre el asunto. Después de obtener el visto bueno de las autoridades, BT360 volvería a estar online y los clientes podrían acceder a sus cuentas, dijo Sadeh.

Muchos dedos acusadores

Fischler no pudo ser localizado para hacer comentarios pero le dijo a Calcalist que no hizo nada malo. Dijo que había dejado la compañía semanas antes del cierre y que no tenía acceso a las cuentas de los clientes, así que no podía ser responsable de ninguna pérdida.

Los usuarios expresaron su frustración a Decrypt en las entrevistas de hoy. "Erez Fischler dice que Eyal tiene el dinero. Eyal Sadeh dice que Erez tiene el dinero", dijo a Decrypt un usuario de BT360, identificado como "Paz". El usuario dijo que cuando visitó la oficina del sitio el domingo pasado, Fischler le dijo que las autoridades habían incautado los ordenadores, y le pidió que tuviera paciencia mientras demandaba a Sadeh.

No se pudo contactar con Sadeh para hacer comentarios, pero ha negado cualquier acto de mala fe.

Los usuarios frustrados quieren respuestas

Paz, que era usuario de la wallet, dijo que alrededor de 50.000 dólares de su dinero sigue atascado en BT360. Otras fuentes dijeron a Decrypt que saben de varias personas que han perdido cientos de miles de dólares cada una.A

Otra víctima, Eli Bejerano, que dirige la plataforma de intercambio israelí, Bit2C, dijo que trabajó en estrecha colaboración con Fischler el año pasado cuando pilotaron juntos un nuevo producto de préstamos en criptomonedas. Dijo que perdió una cantidad no especificada de dinero que invirtió en el piloto.

Según Calcalist, Fischler era dueño de un negocio de chocolate que quebró. Según se informa, fue servido con 40 reclamos de deudas, informó el sitio de noticias.