En Resumen

  • Las acciones de fabricantes de teléfonos móviles como Apple han explotado en valor durante el último año.
  • El sector de las criptodivisas ha superado esta cifra con mucha ventaja.
  • El crecimiento de Bitcoin de más del 160% supera el rendimiento de las cinco principales empresas de móviles que cotizan en bolsa juntas.

En el último año, los fabricantes de teléfonos inteligentes que cotizan en bolsa, como Apple, Google y Samsung, han explotado en valor, y muchos de ellos han alcanzado la mayor capitalización de mercado de su historia.

Sin embargo, aunque impresionante, su crecimiento fue empequeñecido por el del sector de criptomonedas, ya que el Bitcoin (BTC) y las altcoins se recuperaron de una importante caída observada a principios de 2019.

Bitcoin muerde la manzana

Apple y la mayoría de las demás empresas de telefonía móvil que cotizan en bolsa vieron fuertes ganancias en el último año, pero no tanto como Bitcoin (Imagen: Luno)

Apple y la mayoría de las demás empresas de telefonía móvil que cotizan en bolsa vieron fuertes ganancias en el último año, pero no tanto como Bitcoin. (Imagen: Luno)
Según los datos proporcionados por la plataforma de intercambio de Ethereum, Luno, cuatro de las cinco principales empresas de telefonía móvil que cotizan en bolsa han acumulado importantes ganancias en el último año.

En la actualidad, Apple (AAPL) es la empresa de telefonía móvil con mejor rendimiento que cotiza en bolsa, con un aumento de más del 90% en su cotización entre febrero de 2019 y febrero de 2020. Asimismo, tanto Google (GOOGL) como Samsung (SMSN) también han tenido ganancias impresionantes en el último año, ya que el precio de sus acciones aumentó más de un 30% durante este mismo período.

Ese impulso no parece haber sido afectado negativamente por la reciente decisión del GSMA de cancelar el Congreso Mundial de Móviles (MWC) de este año. La feria, un evento importante en el calendario de la industria tecnológica, fue cancelada por las preocupaciones que rodean al nuevo brote de coronavirus que ha infectado a más de 70.000 personas en todo el mundo.

Mientras que el crecimiento de los fabricantes de teléfonos inteligentes durante el último año es significativo, Bitcoin experimentó un crecimiento mucho mayor durante el mismo período, pasando de unos 4.000 dólares a unos 10.000 dólares. Este crecimiento de más del 160% supera el rendimiento de las cinco principales empresas de móviles que cotizan en bolsa juntas.

Las altcoins ganan impulso

Las monedas de pequeña capitalización han liderado el mercado en los últimos 12 meses. (Imagen: Luno)

Las monedas de baja capitalización han liderado el mercado en los últimos 12 meses. (Imagen: Luno)
Aunque el último año ha sido un período alcista para Bitcoin, varias altcoins presenciaron un crecimiento aún más fuerte durante este tiempo, incluyendo Bitcoin SV (BSV), Lisk, ICON y Hedera Hashgraph (HBAR), que crecieron entre un 182% y un 410%.

Sólo en febrero, las criptodivisas de pequeña capitalización con un marketcap de entre 30 y 500 millones de dólares han ganado una media del 29%. De manera similar, tanto las criptodivisas de gran capitalización como las de mediana capitalización también experimentaron un sólido crecimiento durante febrero, ambos eclipsando el 4% ganado por Bitcoin en lo que va de mes.

De estas criptodivisas, Ethereum (ETH) destaca como una de las de mejor rendimiento mensual, ganando casi el 50% y viendo cómo su dominio del mercado mejora significativamente frente a Bitcoin. De igual manera, Bitcoin vio cómo su dominio del mercado se reducía a menos del 61% este mes, un valor que no se veía desde julio de 2019.

Este crecimiento es representativo de un cambio general alcista en el sentimiento del mercado. El Crypto Fear & Greed Index de Alternative.me, una herramienta utilizada para analizar el sentimiento del mercado en el espacio criptográfico, es actualmente neutro con un valor de 49, pero llegó hasta 59 ayer — un valor que no se ha visto en casi un año.

En general, una fuerte mejora en el sentimiento de los inversores parece estar detrás del reciente crecimiento del mercado, pero éste ha sufrido como resultado de la última caída.